Revisitando el Parque Natural de Cabo de Gata

¿Te apetece viajar con niños a Cabo de Gata? El Parque Natural Marítimo Terrestre de Cabo de Gata es un lugar magnífico para viajar tus hijos. Marco de algunas de las playas más bonitas de España. Escenario de películas como Lawrence de Arabia. Paso migratorio de aves tan típicas como el flamenco rosa, al que todavía se le puede en libertad en las salinas. Pocos conocen que la UNESCO lo ha declarado Reserva de la Biosfera. O que Lorca se inspiró para su obra Bodas de Sangre en un crimen que se cometió en uno de los cortijos que salpican el parque: el Cortijo del Fraile.

Características del parque

Se encuentra en Almería, fundamentalmente en los términos municipales de Níjar y Carboneras. El parque se extiende a lo largo de la costa durante casi 50 km. Es una franja que discurre entre los pueblos de Carboneras y San Miguel de Cabo de Gata. La parte terrestre fue declarada Parque Natural el 27 de enero de 1988. Con una extensión de casi 50.000 hectáreas, encontrarás acantilados de origen volcánico, desiertos y dunas espectaculares. Allí podrás encontrar especies como lagartos, zorros, o disfrutar de las más 100 especies de aves de las que presume el parque.

cropped-almerc3ada.jpg

La Reserva Marina tiene una extensión de unas 4.600 hectáreas y fue declarada como tal el 12 de julio de 1995. Si te zambulles en el agua, con un poco de suerte, podrás ver algún pulpo o alguna morena. Si no sopla el viento, disfrutarás de su agua cristalina. Algo fría, eso sí.

Tendrás la sensación de que por un momento no estás en este mundo. La mezcla de todo convierte al Cabo de Gata en un destino perfecto para viajar con niños.

¿Por qué es recomendable para ir con niños?

La permanente brisa y la luz forman parte del paisaje. Los contrastes entre el ocre del desierto y el azul intenso del Mediterráneo convierten los atardeceres en toda una experiencia. Si tienes ocasión, para un rato en el bar de La Fabriquilla. Mientras los más pequeños se bañan, dedícate a contemplar el Mediterráneo, y las colinas que bajan desde el cabo hasta el mar. Tal es el encanto de este lugar que antes o después volverás.

Viajar en familia España

Por su clima semiárido, cualquier mes del año puede ser bueno para viajar a Cabo de Gata con niños. Desde marzo hasta octubre te puedes bañar en la playa. Puedes hacer submarinismo. Aunque con unas gafas y unas aletas tienes suficiente para disfrutar de sobra. No olvides que la pesca submarina está prohibida en la reserva.

Después, quedan muchas cosas por hacer. Puedes dejarte caer por alguna de sus pedanías para dar un paseo. Aprovecha para relajarte en alguna de sus plazas tomando algo en algún bar saboreando sus deliciosas tapas. O párate a comer en un restaurante.

Consejos para viajar con niños a Cabo de Gata

¿Cuándo ir?

Cualquier época del año es buena para conocer Almería. Pero, si puedes, intenta hacerlo fuera de los meses de julio y agosto. Los mejores meses son mayo, junio, septiembre y octubre. Son ideales para encontrar buen tiempo, temperaturas suaves y evitar las aglomeraciones.

¿Cómo moverte?

Si vas a viajar con niños al Cabo de Gata, sin duda necesitarás tu propio coche particular. Si viajas desde cualquier punto de la península, puedes venir en el tuyo propio y, si vienes de fuera, en el aeropuerto de Almería, que además está muy cerca del parque natural, existen varias opciones para el alquiler de coche. El tren todavía no es buena opción para viajar a la ciudad.

A la hora de meterte en el mar

Teniendo en cuenta el clima de Almería, con sol y calor desde mayo hasta octubre, una de los principales motivos para viajar a Cabo de Gata con niños es precisamente disfrutar de sus playas. Si esto es así, no olvides comprar unos escarpines para los peques –e incluso para los mayores-. Suele haber muchas piedras en las playas. Aunque hay excepciones, como la playa de Mónsul.

Ten cuidado siempre con el mar y con los niños. Hay playas muy escarpadas en las que cubre muy rápido. Si sumamos a esta circunstancia el frecuente oleaje, nos da como resultado un baño peligroso para los más pequeños. Te dejamos dos opciones para evitar esto:

  • San José
  • Carboneras

Al estar las playas dentro de los propios pueblos, tienes muchos más servicios.

img_1004.jpg

Si los niños son un poco más mayores, ya puedes probar con:

  • Mónsul
  • Los Genoveses
  • El Playazo de Rodalquilar
  • Las Salinas

Y si ya están preparados para caminatas y para ascensos y descensos por los acantilados mucho mejor. Puedes decantarte por cualquiera de las calas que se reparten por todo el litoral o aventurarte por accesos más complicados:

  • La playa de Los Muertos
  • La Cala de Enmedio
  • La Cala del Plomo

Allí donde veas dos coches aparcados al borde de la carretera, seguro que hay alguna playa.

Aprende a entender el viento, ya que puede arruinarte magnifico día de playa. Si sopla levante, inténtalo con las playas de poniente (p.e. la Playa de Las Salinas) y, si sopla poniente, prueba las playas de levante (p.e. la Playa de Los Genoveses). Conocer el viento te puede regalar un día de aguas cristalinas y evitar el oleaje.

Toma todas las precauciones necesarias para el sol, incluso fuera del verano. La brisa permanente que hay hace que te olvides del calor y te acabas quemando.

¿Qué comer?

En Almería hay muy buenos sitios para comer y no necesariamente tienen por qué ser restaurantes, lo cual es muy interesante a la hora de viajar con niños a Cabo de Gata. Muchas veces, con un par de tapas en algún bar o alguna terraza al aire libre puedes haber comido o cenado sin problema. Entre nuestros preferidos:

  • Los “cherigan
  • Las tostadas de ajoblanco
  • Los boquerones fritos
  • La caldereta de pescado
  • La gamba roja de Garrucha.

Viajar en Familia Cabo de Gata

No dejes tampoco de probar el aceite del Desierto de Tabernas, una delicia para el paladar.

¿Dónde dormir?

Un buen lugar donde establecer tu centro de operaciones es San José. Pero si eres de los que prefieres espacios más íntimos, el parque está salpicado de pequeños cortijos. Existen también pueblos más pequeños con mucho encanto con Las Negras o Agua Amarga, pero se trata de opciones más caras.

Viajar en Familia Cabo de Gata

Si vas a viajar a Cabo de Gata con niños, las posibilidades siguen siendo muy variadas y ajustadas a todos los bolsillos. Te dejamos referencias de establecimientos donde admiten niños y admiten alojamiento para 4 o más personas .

Opciones dentro del parque:

Fuera del parque también tienes más opciones:

  • Al norte, en Mojácar y en Vera, como los apartamentos Torrelaguna.
  • Al sur, en Retamar, como el Hotel Barceló o Almería capital.

Destinos recomendados para viajar con niños

Por último, te dejamos la información publicada por la Junta de Andalucía sobre el parque. Próximamente te ofreceremos unas cuantas propuestas para viajar con niños a Cabo de Gata. Con esto, ya estás listo para poder irte con tu familia a recorrer uno de los parques naturales más bonitos que ofrece Andalucía. Ajustando mucho los tiempos, puedes hacer las dos rutas en dos días. Pero te sugerimos que por lo menos le dediques cuatro días si quieres saborearlo bien. A eso añádele los días que quieras disfrutar de las playas.

.

De Vera a Carboneras
De Mojácar a Agua Amarga
Viajar en Familia Cabo de Gata
Desde Las Negras hasta el arrecife de las Sirenas

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: